Cuando queremos que nuestra gata tenga cría

mama gata


Una de las cosas más importantes cuando tengamos una gata es la de planear su primer preñez, que quiere decir que nuestra gata tiene la edad suficiente para tener cría, que nosotros podremos brindarle un entorno adecuado a una gata en esta condición y que los gatitos que vayan a nacer tendrán un hogar asegurado. Muchas veces se decide la preñez de la gata para que se pueda castrar o a veces dicen que estas se muestran más tranquilas luego de tener cría.

Lo cierto es que si dejamos que el celo de la gata se desarrolle con naturalidad o simplemente dejamos que la gata quede preñada, debemos de procurar que esta tendrá un sitio limpio, cómodo y escéptico, como también asistencia veterinaria para controlar el correcto desarrollo de su preñez. Antes de la cruza debemos de asegurarnos que la gata está con buena salud, para ello el veterinario fijará una serie de exámenes, si estos no dan problemas se puede cruzar tranquilamente a la hembra.

Si tenemos al macho escogido para la cruza, es necesario saber que este está sano, vacunado y desparasitado, también sería bueno tener una antecedente de las enfermedades que ha tenido, ya que algunas pueden ser muy perjudiciales para la gata o para los futuros gatitos.

En cuanto tengamos una gata de raza y decidíamos cruzarla con un macho de la misma raza es importante saber que si queremos que la copula se dé si o si sin ningún problema, lo mejor es llevarla al territorio del macho, ya que la hembra cuando está en celo suele ser muy agresiva en su territorio.

La copula no se dará instantáneamente a que los dos gatos se encuentre, sino que demorará un par de días y hasta a veces el doble, por eso en el sitio en el cual se de la misma, debe ser cómodo, deben tener todo lo que tienen siempre a su alrededor, alimento adecuado, agua, sus juguetes y sobre todo una cama cómoda. Luego de que estás condiciones se dan y la copula se concrete es conveniente llevarla al veterinario para que nos asigne nuestra tarea en tanto al cuidado de una gata preñada.

Artículo Anterior Artículo Siguiente